almond-almond-milk-bottle-1446318

El mercado de las bebidas vegetales, en auge

Absolutamente todo lo que comemos tiene una alternativa hoy día, y es posible reemplazarlo por otro producto. Además, si observamos aquellas razones que mueven al consumidor a buscar nuevas opciones para su alimentación, se aprecia como la mayor razón es el interés por una dieta sana, seguido por búsqueda de variedad, “la novedad” y la sostenibilidad.

Concretamente, las bebidas vegetales se han hecho un hueco en los lineales de todo supermercado. Las diferentes variedades de este tipo de bebidas se suman como una alternativa a la leche de origen animal, principalmente de vaca.

Algunas de las razones que han ayudado a su crecimiento son, por ejemplo la intolerancia a la lactosa, el compromiso medioambiental y el auge del veganismo.

Por definición, la mal denominada como leche vegetal, es una bebida no láctea, elaborada con agua e ingredientes vegetales como cereales, leguminosas y frutos secos, que no contiene proteína animal. Y aunque la leche de soja es una de las más conocidas y fue la primera en llegar al gran consumo, aunque existen otras muchas variedades.

Las bebidas vegetales han ido incrementando su peso en el mercado actual, previendo para el próximo año un aumento del mercado mundial de bebidas de origen vegetal de más de un 2%, según diversas fuentes.

Concretamente en España, este boom por las bebidas vegetales comenzó a crecer en 2015, fecha desde la cual su aumento ha sido imparable, a la par que el consumo de leche de origen animal disminuye progresivamente. En 2016 el mercado de las bebidas vegetales ya superaba los 20 millones de litros, equivalente a casi 30 millones de euros. En 2017, las bebidas vegetales superaron a la leche sin lactosa. Actualmente España se sitúa como uno de los países europeos con mayor consumo de este tipo de bebida.

Existen diversas ofertas de bebida vegetal, pudiéndose clasificar según la materia prima principal que las compone o según el sistema utilizado para su obtención, lo cual se verá reflejado en su valor nutritivo, en diferentes sabores, propiedades saludables y textura.

Según la materia prima empleada, distinguimos:

  • A base de legumbres:
    • Bebida de soja
  • A base de cereales:
    • Bebida de arroz
    • Bebida de avena
    • Bebida de trigo
    • Bebida de lino
  • A base de frutos/ frutos secos:
    • Bebida de coco
    • Bebida de almendras
    • Bebida de avellanas

En general estos productos guardan una similitud visual con la leche, pero aquí acaba el parecido, pues, aunque se mal llamen leches vegetales, no forman parte del grupo de los lácteos y no son equivalentes a ellos, siendo su denominación correcta bebidas vegetales.

La mayor parte de estas bebidas son sometidas a un proceso de molienda y posterior homogenización de la materia prima (legumbres, cereales o frutos), para posteriormente someterse a tratamientos térmicos y su acondicionamiento.

Por último, destacar que la predicción para el futuro se basa en una disminución progresiva del consumo de leche de origen animal, propiciando la subida de las bebidas vegetales que ya se encuentran en pleno auge.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Escanea el código
Ir al contenido